Perfección (dos)

Unos meses después:

– Francis no lo comprendo. Pero si yo me encuentro perfectamente, ¿para qué todo esto? Si sólo accedieran a retocarme un poco más, las cuatro cosillas que te he mencionado, ya estaría satisfecha.

El doctor odia que los pacientes lo tuteen, y más aún que lo llamen por su diminutivo. Gela le habla con más intimidad de lo que lo hace su esposa. Pero sabe que es parte del trabajo. Los clientes se sienten mucho mejor si conocen el nombre de pila del doctor, su número de extensión, el número de su busca, si le gusta jugar al golf o tomar tal combinado… todos los detalles de su vida que consideren oportunos. Es parte del juego. Su vida privada es en realidad un teatro público para los clientes. Se sienten mucho más a gusto y tienen menos inconvenientes a la hora de pagar las abultadas facturas. Suerte que de su verdadero mundo privado, de sus secretos, no conocen nada.

– Gela, en el folleto venía claramente explicado -el doctor sabe que nadie pasa de las 100 primeras páginas de folleto. Está muy bien diseñado para hacer desistir a la mayoría, incluso a aquellos que se hayan planteado seriamente leerlo. Sólo una vez alguien lo leyó entero. Comenzó a hacer preguntas incómodas. Un asunto desagradable.

– Era muy largo y aburrido, no lo leí con mucha atención…

– Las operaciones estéticas son sólo la parte más superficial del proceso. Ningún doctor querrá seguir trabajando sin la garantía de que sigues el tratamiento completo. Estas operaciones que recomendamos a continuación garantizan tu salud. Si deseas conservarte en tu ideal de edad no sirve ir retocando el exterior a medida que se deteriora. Hemos de conservar el interior y hacer que este funcione lo mejor posible para evitar posibles daños o enfermedades, que de otra forma acabarían por aparecer.

– Pero es que toda esta lista… No creo que necesite todas estas operaciones.

– Te aseguro que las que vienen en rojo son absolutamente imprescindibles. Hemos hecho las pruebas pertinentes y son las recomendadas en tu caso.

– Pero mi corazón está perfectamente sano, no veo por qué he de sustituirlo por uno de plástico.

El doctor mantiene la sonrisa amable sólo porque su cara está diseñada para mantenerla sin apenas esfuerzo, y porque es prácticamente imposible que ponga una mueca de desprecio, aunque lo intente.

– El corazón es uno de los órganos que más falla -Su voz suena amable, incluso seductora, a pesar del profundo hastío que siente-, es una sustitución de lo más habitual, Gela. Apenas entraña riesgos. Pregúntalo a cualquiera; te puedo asegurar que la mayoría de los socios han pasado por eso. Ahora se encuentran mucho mejor, mas saludables, hermosos y felices. Y no es plástico -replica con dulzura-. No repitas esas expresiones despectivas y vulgares que tan poco bien nos hacen. Son órganos artificiales diseñados con polímeros complejos a partir de tu propia secuencia de ADN. De esta forma logramos un órgano perfectamente compatible, sin posibilidad de rechazo, a la vez que inmune al deterioro. Esta técnica es uno de nuestros logros más notables.

La mujer sostiene una hojita con el membrete de la clínica de la que va leyendo:

– Extraer el bazo, sustituir los riñones, reforzar el hígado, optimizar los pulmones, polimerizar el sistema circulatorio, reconstruir el estómago, sustituir los ambos intestinos por … no entiendo todas esas siglas.

– Es un órgano que hace la función de los intestinos en mucho menos espacio, es puramente estética, así lograrás una cintura naturalmente fina y jamás tendrás el abdomen abultado.

– ¿Y esta operación cerca del cerebro?

– Es para instalar un chip regulador hormonal. Es de suma importancia.

– ¿Y si desease tener hijos?

– Con unas sencillas modificaciones reversibles estarías en condiciones de tener hijos. Si es que alguna vez deseas gestarlos y parirlos tú misma. Desde el centro desaconsejamos esta opción por muchas razones.

– ¿De verdad son necesarias todas ellas?

– Ya hemos discutido esto antes -el doctor busca las palabras que la convenzan-. Míralo de esta forma, si quieres completar el proceso, alcanzar y mantenerte en el ideal de edad de 22 años y once meses que hemos establecido para ti, lograr un aspecto perfecto y conservarlo, debes someterte a esas operaciones y cuanto antes mejor. De otro modo no sólo no podremos garantizar los resultados, sino que entrarás en riesgo. Eso encarecerá el proceso.

– Preferiría sustituir los órganos a medida que vayan fallando.

– Entonces el daño será irreparable. Será inútil integrar un órgano artificial sano en un cuerpo dañado por el mal funcionamiento de su predecesor. Habrá que intervenir mucho más. Será mucho peor. Tal vez alguno de nuestros cirujanos se niegue. Si eso sucede te desahuciarán del programa. De hecho pueden hacerlo en cualquier momento si te niegas a alguna de las operaciones que ellos consideran imprescindibles.

– Pero estaré hinchada y me dolerá.

El doctor se esfuerza un poco más, está empleando toda su persuasión. Sabe que está a punto de ceder. Entonces habrá pasado lo peor.

– Te aseguro que no te dolerá en absoluto. Sólo estarás hinchada 48 horas tras cada operación y las cicatrices serán invisibles a las 50 horas. Garantizado gracias a la Cicatrizina, otro de los compuestos de nuestra invención, y una de nuestras mejores patentes, el invisibilizador de cicatrices definitivo. Tres días después de cada operación podrás lucirte en biquini sin que se note nada, excepto que cada vez estarás más hermosa. Además en cada intervención realizaremos varias sustituciones relacionadas, de forma que el proceso estará completado con tres, a lo sumo cuatro entradas a quirófano. Si quieres podemos programarlo para el invierno, así cuando el sol vuelva a calentar podrás lucir tu cuerpo remodelado y absolutamente perfecto, por dentro y por fuera.

– De acuerdo -cede al fin, sin mucha convicción. -Este invierno pues.

– Perfecto -dice el doctor con un aire triunfal a la vez que alentador-. En cuanto te asignen las fechas te las comunicaré -tras una pausa de meditación acaba de clavar el clavo para evitar futuras dudas-. Gela haces lo correcto -Mira a la mujer con una mirada de intensidad estudiada-. No sólo estarás sana, sino que también serás hermosa, exterior e interiormente: absolutamente perfecta. Creo que deberías comunicar tus progresos a tus compañeros de grupo, estarán encantados de escuchar estas noticias. Me consta que hace tiempo que esperan a que des este importante paso. Es un día para celebrar. Nos vemos pronto Gela! -dice el doctor con alegría, mientras abre la puerta e invita a la mujer a salir del despacho.

Un comentario Agrega el tuyo

  1. colourful98 dice:

    Me encanta como escribes, por favor tengo 15 años y tengo un sueño, por favor me gustaría que te pasaras por mi blog, seguro que descubres mi sueño😉 gracias😉
    http://ahoraessiempretodaviatodalavidaesahora.wordpress.com/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s