Furor Blanco

Yo antes era una persona normal. No es posible que yo haya hecho esto. No puedo creerlo. No puedo pensar. Lo último que recuerdo es estar mirando esa niebla blanca.

Una extraña niebla viene del mar y se mezcla con los gases de la zona industrial, atraviesa el campo llano y pantanoso, para luego encallarse en la ciudad. Retiene y refleja las luces formando una especie de luminiscencia, creando la ilusión de que es de día. Nunca anochece del todo, tras el atardecer entramos en un largo amanecer enfermizo. Es una niebla espesa, te deja ver sólo unos metros y funde el resto en formas blancas irreconocibles, y un poco más allá una pantalla blanca te rodea por todos lados, como si te encerrase una burbuja, una jaula blanca, inalcanzable pero tan real…

No te deja dormir, la niebla. Al menos no me deja dormir a mí. Entra por la ventana insolente, desvelandome. Anoche, tras tres noches sin poder domir, salí a pasear. Me perdí poco después de salir de casa, no podía reconocer nada a pesar de que debía estar muy cerca. Caminé despacio al principio, buscando algún punto de referencia. Volví hacia atrás hasta que estube seguro de haberme pasado de largo. Traté de volver de nuevo, caminé más deprisa, luego otra vez despacio. Cansado, terriblemente cansado. Apenas distinguía nada en la niebla. Y estaba el ruido, ese ruido imposible de reconocer dentro de la niebla, sonando cada vez más fuerte en mis oídos. Hasta que no pude pensar en nada.

Lo siguiente que recuerdo es despertar de una especie de trance cuando los rayos del sol se alzaron lo suficiente como para atravesar la niebla y herirme con su luz dorada. Cuando desperté tenía el enorme cuchillo ensangrentado en mi mano y la mujer yacía mutilada junto a mí. Me entraron nauseas y vomité.

No es posible, no es posible. Yo no soy capaz de dañar a nadie. No soy violento, nunca lo he sido. Nunca he deseado la muerte a nadie, y muncho menos matar. No sé que ha pasado. Sólo sé que esa niebla está ahí fuera.

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Poio dice:

    buenisimo… me encanto ese decenlace. no me lo imagine nunca. esperaba que aparecieran bichos raros o cosas asi de la niebla, pero no eso. de nuevo, buenisimo.

  2. fanou dice:

    Gracias. Me alegra que te guste, aunque a mí personalmente no acaba de gustarme. Lo escribí hace ya unas semanas pero no iba a colgarlo porque no acaba de convencerme. Pero no tenía otra cosa, ni mucho tiempo, y quería romper la tónica de no publicar nada.
    Si es un día de niebla resulta mucho mejor…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s