Presentación

Los pensamientos son como hojas en otoño, los abandonamos al viento, vuelan un tiempo y siempre acaban amontonados en el suelo, juguete de niños y alfombra de otros. Si alguno regresa a nosotros por casualidad con el tiempo, nos parece ajeno.

Este va a ser un blog de pensamientos desechables, de aquellos hijos de mi mente que me parecen prodigios y también de mis ideas miserables, una voz efímera pero espero que cálida y atrevida.

Carpe diem, pues todo es efímero.

10 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Rochonf dice:

    A veces te vas, lejos, el hilo que te une a lo que dejas atrás se tensa hasta romperse sin apenas apercibirte de ello. La distancia te hace diminuto, pasando a formar parte indistinguible de la linea borrosa que forma el horizonte. A veces, muy pocas veces, incluso en menos ocasiones que las veces en que ocurren los milagros, alguien tropieza con tu móntón abandonado de pensamientos desechables amontonados como hojas de otoño.

    A veces, muy pocas veces, muchas menos que las de los milagros, alguien recupera tu hilo, y llenando su puño de hojas corre, corre, corre persiguiendo el otro extremo del hilo, allá, hacia el horizonte.

    A veces, cuando se alcanza, por fin, el triste final del hilo roto, de ese injusto y cruel abismo insalvable, a veces, alguien se muere un poquito. Eso sí, con el puño apretado.

  2. Rochonf dice:

    Me gusta que te guste mi blog. Pero quizás no lo has leído entero, Fanou. ¡Que soy muy drástico!, que digo muchas animaladas y soy cruel en muchas ocasiones… Además, soy muy políticamente incorrecto.

    Me hace gracia tu pseudónimo. En una de las lenguas que conozco, diría que tu nombre empieza por I (i mayúscula), porque I es la letra que hace nueve (fa nou) en el abecedario…

    A ver. Dime una ciudad que te guste mucho. Pero mucho, mucho, especialmente mucho. En el mundo. No es obligatorio decir el motivo. También puedes decir la ciudad en la que vives, pero… puedes preferir no decir nada y así no sabremos si vives ahí o si es que te gusta, o ambas.

    ¡Cambio!.

  3. fanou dice:

    No, todo tu blog no lo he leído, además mi inglés es muy deficiente, pero lo que he visto me gusta. Además cada uno es libre para expresarse como quiera ¿no?
    Me gustaría decir que no me importa lo políticamente correcto, pero rige la vida en gran medida y sólo puedes permitirte el lujo de discrepar y protestar hasta cierto punto si quieres seguir dentro de un determinado camino. Eso no quiere decir que estemos siempre ciegos.

    Fanou viene por Joseph Sheridan Le Fanu, un escritor. Me gustaba lo de Le Fanu, pero por alguno de esos accidentes, o tal vez al probar de registrarme en algún sitio mutó a Fanou. Es uno de mis nicknames favoritos.
    Conoco bien el idioma, pero es curioso que hasta ahora no había pensado en lo de hace nueve, porque siempre lo he leído Fanu. ¿Ronchonf de dónde proviene?

    No tengo una ciudad favorita, ninguna que se haya quedado grabada en mi retina. Quizás no he viajado suficiente. Me gusta Barcelona, pero no viviría allí. El la provenza francesa si viviría. Volvería a Venecia antes de que se hunda, es terriblemente decadente en mi opinión. Me gustaría viajar y ver mucho más mundo…

  4. Rochonf dice:

    De acuerdo, te toca la Provenza Francesa. Por ejemplo… te adjudico … Marseille. Porque tengo mis razones. Cuando quieras cambiar de ciudad, volvemos a hablarlo.

    Y, ¿puedes hablar sobre Le Fanu?. ¿Qué hay de interesante en él o cuál es el fondo de su obra?, o al menos, ¿de qué trata lo que has leído?. No había oido hablar de él.

    Rochonf (que creo que en francés debe sonar fatal) procede de Rochonfuin. Rochonfuin signica “Los Hombres Hacia El Poder”, o “Los Elfos hacia el Poder”. Hace años (unos 11) participaba en juegos basados en El Señor de los Anillos. Rochonfuin era uno de mis personajes ficticios en un juego que se juega por correo (sí, sé que suena raro, pero es realmente flipante). Una amiga iraní me dijo que no sabía cómo pronunciarlo, que no podía,… “Rochonfbglgblgst” decía, así que acorté hasta ahí.

  5. fanou dice:

    Últimamente las palabras me rehuyen un poco y mi biblioteca favorita on-line está en obras…
    J. Sheridan Le Fanu no es un escritor actual y su obra pertenece a un género y estilo determinado: novela romántica-gótica.
    Le Fanu era irlandes, de familia adinerada, estudió derecho pero ejerció de periodista de forma notable. A la muerte de su esposa se retiró de la vida publica y comenzó a escribir folletines, relatos y novelas, con temática misteriosa, de terror o de fantasmas. Una de las mas famosas y conocidas es “Tío Silas”
    Escribió un relato, “Carmila”, en el que aparece el primer vampiro “moderno” y es una mujer. Stoker es gran deudor de Le Fanou, ya que su novela sobre el vampiro más famoso se basa en este relato.
    Trabaja muy bien la ambientación y era transgresor y adelantado a su tiempo en cuanto a temática se refiere, pero si no tienes cierta sensivilidad es pesado de leer hoy en día.
    Me gusta ese tipo de literatura.

    También me gusta que participes en mi blog: eres el cien por cien de los comentaristas.
    ¿Lees?¿Qué tipo de literatura te gusta?¿Alguna recomendación?

  6. Rochonf dice:

    Fanou, no sé cuál es tu biblioteca favorita on-line (¿no será la Mula Electrónica por cierto?). Siento que esté en obras, hay cosas que después de estar en obras pierden todo su valor: te piden dinero por sus servicios, te solicitan ser socio (gratis) a cambio de datos personales que te llevan a una lista yankee de terroristas (en la cual aparece la Hermana Teresa de Calcuta), etc.

    Me encanta la película Drácula basada en la novela de Bram Stoker. Cuando la estrenaron, reconozco que presté especial atención a la ambientación, la decoración, la puesta en escena, las luces y colores, y el trasfondo humanista se me escapó. En una posterior re-visión, encontré otras cosas. Sí, en la primera vez no fui capaz de enlazar la desesperación por el amor perdido con la ira hacia Dios ni con la ausencia absoluta y eterna de la piedad (me refiero al Conde Vlad, que curiosamente se pronuncia casi como Blood -sangre- en inglés). Esta obra me encanta porque tiene un gran contenido romántico, humano, no como muchas otras películas chorras donde el drácula de turno es algo insulso, soso, sin alma, como un robot que chupa.

    Fanou, ¿englobas en este tipo de literatura a Charles Baudelaire, autor de Las Flores del Mal?. No he leído nada sobre todo este estilo, pero la intuición me dice que Stoker y Baudelier tienen algo en común… ayúdame.

    Fanou, la verdad es que leo poco, mucho menos de lo que quisiera. Quisiera disponer de tiempo para ello, digamos que eso forma parte de otros planes más amplios que tengo. Pero por ahora sólo puedo decir que mi “biblioteca” está llena de libros sobre asuntos diversos de Informática y Matemáticas. Digamos que fui un brillante alumno de letras que se decantó por las ciencias puras. Y la edad adulta se centra demasiado en el trabajo. Necesitaría 3 o 4 vidas para abarcar todo lo que me atrae. Aún así, leo cosas de vez en cuando. Pero han de ser cosas que no me aten durante semanas a su lectura. Lo ideal son cuentos cortos o relatos, por ejemplo de Borges (El Libro de Arena) o Cortázar (). Lo cierto es que he leído un libro recientemente, de Juan José Millás, se llama El Orden Alfabético, me ha gustado mucho y no es muy grueso, me metí dentro del libro hasta llegar, en algún momento del final, a una situación extraña de confución… (no digo más). Me gusta que un libro me implique y complique.

    También me gusta leerte. Me explico. Me gusta leer cualquier cosa que me aporte algo, que me dispare las drogas endógenas del cuerpo, que me vincule, que yo vea que es un alma lo que está al otro lado. Que se genere, incite, evoque o provoque algo aquí dentro. Fíjate, la gente pasa de largo. Muchas personas pasan por los blogs y pasan de largo, sin siquiera dejar un comentario. No son capaces de darse cuenta de que alguien, con sus respuestas, sus añadidos, sus comentarios y las réplicas, lo tuyo y lo suyo, está escribiendo un libro para ti, un libro personalizado en el que tú eres parcialmente responsable del guión. Estás formando parte de un pequeño y bello pasaje en el tiempo, eres un personaje real de una historia que puedes hacer más o menos creativa y más o menos anónima. Estas personas significan muy poco para mí.

    Así que no puedo asesorarte mucho… Intenta encontrar una edición de relatos (o cuentos breves) de Borges que incluya “El Libro de Arena”. De Cortázar, para escapar de lo típico, busca otro de relatos que incluya por ejemplo uno que se llama “Las Armas Secretas”. Yo, si pudiese, leería absolutamente de todo.

    Ten paciencia. Llegarán más “comentaristas”. Pero deja que pasen de largo los insulsos, los que no merecen tu palabra, tu tiempo. Creo que lo principal es siempre ser fiel a uno mismo, hacer el blog que te gusta. A mí me gusta fundir (que no confundir) realidad con ficción, y transgredirlo todo. Fíjate, hasta me atrevería a preguntarte: ¿tú crees que un mordisco sabiamente conducido en una yugular incrementa un orgasmo?. Sólo era una pregunta, y no toda pregunta merece respuesta…

    Un saludete.

  7. fanou dice:

    Mi página sobre literatura favorita era cyberdark.net. Llegó a crecer mucho y ser famosa y en lo más alto de su apogeo, cerró, más que nada porque el webmaster no podía encargarse de ella. En ella estaba la que para mí era la mejor biblioteca sobre fantasía, terror, misterio y ciencia-ficción en la red. Tenían además un foro muy bueno y todo era gratuito.
    La biblioteca la iban construyendo todos los afiliados desinteresadamente y llegó a ser importante. Además de la ficha de cada libro, había comentarios sobre los libros que dejaban personas que los habían leído, puntuaciones y estadísticas. Podías elegir tus diez libros favoritos, visitar los diez libros favoritos de otros, buscar asociaciones sobre los libros que te iban a gustar basandote en estas listas. Podías además crear tu biblioteca dentro de la biblioteca, seleccionando que libros tenías.
    Había además muchas secciones y actividades en los foros.
    Me apenó mucho que cerrara la web, pero la biblioteca, construida por todos, quedó en manos de un grupo que la gestionaría para que todos pudiesen visitarla, pero esta en obras.

    Hubiese sido un gran tema para un foro que tienen en común y en que difieren Baudelaire y Stoker. Me gustan ambos y creo que algo en común si que tienen, pero diría que no se engloban en el mismo grupo. De todas formas no me veo capacitada para contestar a esa pregunta sin ayuda.
    Mi biblioteca, aunque humilde, es de papel y cartón. Me encanta leer y me encantan los libros, aunque no leo tanto como me gustaría, yo también necesitaría tantas vidas como un gato, por lo menos, para llegar a todo.

  8. Rochonf dice:

    Vamos por partes (como dijo Jack El Destripador 😉 )
    En realidad quería decir Lefanu y Baudelaire, no Stoker y Baudelaire, perdóname. Así que quizás ahora sí te sientes preparada para hablar de ello sin ayuda.

    Además, yo pido tu enfoque personal, no pido un ensayo crítico-literario. Sólo lo que pasa por tu cabeza respecto a ellos, qué te transmiten, qué te evocan, por qué te gustan…

    He visitado tu página favorita, pero se redirecciona a otro. Qué pena, cuando una página tiene adeptos, alguien la compra o toma su control para hacer publicidad de cosas que nada tienen que ver.

    Bueno, Fanou, estamos de suerte. Google está escaneando muchos libros. Algunos en los que han caducado los derechos de reproducción y distribución son gratuitos. Yo he encontrado alguna cosilla interesante, pero en inglés por ahora. En breve plazo tendremos todo un mundo a nuestro alcance. Puedes buscar aquí:

    http://books.google.es

    Pues la verdad es que cyberdark.net parece muy interesante. Además todo eso que me cuentas, acerca de aprovechar la experiencia de otros me parece estupendo. He oído que hay algo similar pero con películas de cine. Encuentras a alguien que puntua ciertas películas como tú (mala, regular, buena, obra maestra…) y de ahí se deduce que cuando ese alguien ha puntuado bien otras películas que tú no has visto, es muy probable que a ti te gusten. Pero no recuerdo el nombre del sitio web, se lo preguntaré a un amigo.

    Fanou, ¿padeces insomnio?. ¿O es que volvías volando de saciar tu hambre?… quiero decir, ¿has visto una peli que se llama The Hunguer (El Hambre)?.

  9. fanou dice:

    Por partes vamos…
    Sí, padezco de insomnio, grave, desde siempre y los últimos días más por cuestiones de salud. Además siempre he tenido horarios peculiares. No he visto la película, pero tomo nota.
    Sabes, llevo años tratando de terminar un relato que se llama así, el hambre, pero no voy a aburrirte con eso ahora.
    Lo que Le Fanou y Baudelaire tienen en común, en mi opinión, es que ambos se adentran en una región de la literatura tabú en su momento, y en cierta forma, enfrentan a sus monstruos, les dan corporeidad.
    La diferencia es que Le Fanu es mucho más sensual y su obra enmascara parte del mensaje real tras la fantasía, los monstruos y un aire de inocencia. Baudelaire es mucho más directo, irónico, soez y sus monstruos salen desnudos, ellos mismos, a golpear.
    El link que he puesto ¿Te desvía a publicidad? ¿o a una página que no te gusta? Si es lo primero vere que puedo hacer, si es lo segundo, no hay nada que hacer.
    Cyberdark era fabuloso, al menos a mí me lo parecía, no creo que vuelva a ser igual, ya veremos. Hay alternativas, pero descubro algo molesta que soy una persona nostalgica: ninguna me parece como Cyberdark, con su diseño sobrio y elegante, con su oferta muy buena sin pretensiones, con la comunidad que éramos…
    Si te gusta Baudelaire, quizás algo de Ambrose Bierce te interese, notable su “Diccionario del diabloª, y en su producción hay muchas historias cortas, relatos y cuentos, ya que prefieres lectura rápida.

  10. Rochonf dice:

    Fanou, al verte tan segura, he vuelto a ir a aquella página. Pero ahora me sale algo diferente e interesante que sí guarda relación con tu descripción, antes me salía un buscador chorra de esos que lo toca todo y vende de todo. Debí escribir la dirección mal al principio, a pesar de que la reintroduje porque aquello no tenía nada que ver. Esta tarde me tomaré algo de tiempo en cyberdark y ya te contaré.

    Tengo una amiga que dice que las personas con insomnio son las personas más interesantes que conozco. Yo tuve una época de insomnio también, pero fue temporal, tuve que superarla con hipnóticos, porque una persona muy cercana se me estaba yendo de este mundo… Ahora he sobrevivido a todo eso, y ya no necesito ayuda farmacéutica. De hecho, he ganado: gravísimos problemas me parecen ahora problemas, y los problemas me parecen ahora ñoñerías. Esto es fantástico para sobrevivir a mi trabajo. Aunque tengo miedo de que mi subconsciente esté derrumbándose sin darme cuenta…. creo que no…

    No sé si este lugar es adecuado para que concretes sobre ti, pero yo espero que te estés recuperando de ese achuchón de los últimos días. Y quiero decir también que no uses tu insomnio como excusa para buscar trabajos nocturnos (bueno, es sólo un consejo, por supuesto). No estoy seguro de que la noche sea muy sana sin dormir lo suficiente, Fanou.

    ¡Eh!, señora… que no te estaba recomendando la película The Hunger, que yo aún no la he visto. Es simplemente que alguien me habló de su banda sonora.

    Fanou, en literatura la verdad es que me gusta casi todo, siempre que origine en mi… no sé cómo describirlo… que me aporte algo. Mero entretenimiento pasivo no es un aporte digno. Ha de dar lugar a algo, a una nueva afición, a esperanzas, sueños, temores… Mira, me estás “obligando” a que defina algo que hace tiempo que quiero definir. Pero aún no puedo, y me gustaría.

    Si eres tan amable de encontrar un rato, ruego me aburras profundamente con el asunto de tu relato inacabado, eso sí, por email.

    Tomo nota de Bierce, y de Lefanu. Y de Baudelaire, porque sólo he leído algún poema suelto. Del único autor del que he leido mucho (y al que considero mediocre a pesar de su éxito) es Tolkien (que no pertenece al género que estamos tratando). Y Poe, que es diferente.

    Lo más bonito que he llegado a conocer, como experiencia “intelectual”, es escribir. Más que leer. Leer, en sí, conlleva una tremenda injusticia en su seno: muchos de los grandes han muerto, y sin embargo quisiera pasar tantas horas hablando con ellos o escuchándolos. Quisiera, por eso, varias vidas, para compartir mucho tiempo con ellos (entre otras cosas).

    Sin embargo, conforme me hago mayor, mi capacidad de escribir disminuye. El tiempo se evade tan rápido… Y este maldito oficio, ha acabado conmigo tan pronto… Compré no hace mucho un libro que describe la novela moderna, esperaba que el hecho de conocer la estructura de la novela en las diferentes escuelas europeas me ayudase a expresarme. De todas las vidas que necesito, puede que alguna la dedique a re-aprender a concentrarme, a no escuchar el ruído, a pensar y ver la obscuridad negra, la verdaderamente negra, al cerrar los ojos. No consigo deshacerme del ruído de las cosas.

    Quiero otra vida para estudiar filología. Quiero ser amigo de todas las palabras. Afortunadamente he descubierto la música, y estoy aprendiendo a hablar. A la música le encuentro cierto parecido con la literatura: quiero aprender a componer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s